Cómo crear Newsletters irresistibles

2
79
lecturas
como crear newsletters
Comparte este artículo en:

El correo electrónico ha existido desde principios de 1990 y ha crecido exponencialmente en popularidad con fines de marketing. Si eres dueño de un negocio y aún no has aprendido a crear newsletters ¡te estás quedando atrás! Se sigue subestimando el poder de un buen boletín informativo por correo electrónico, pero las newslettesr en realidad son más populares ahora que nunca.

El aumento en el uso de smartphones solo ha hecho que el correo electrónico sea más popular y accesible. Un asombroso 93% de los consumidores se suscriben al menos a una lista de email de una marca. Además, el 49% de los consumidores ha hecho una compra como resultado directo de una newsletter.

Por lo tanto, los boletines informativos por correo electrónico no solo son una de las formas más rentables de marketing, también son una herramienta increíble para mantener la comunicación con tu público, independientemente del tipo de empresa.

Un número creciente de empresas ha pasado de enviar boletines impresos a hacerlo por correo electrónico. Las newsletters son mejores para el medio ambiente y permiten grandes opciones de seguimiento y recopilación de datos que los medios impresos no poseen. También son más baratas de hacer y distribuir que los boletines en papel.

Ventajas de crear newsletters

Las newsletters pueden enviarse diariamente, semanalmente, mensualmente, trimestralmente o incluso una vez al año. Cuando se envían a una lista de suscriptores de correo electrónico, pueden:

  • Genere más tráfico a tu sitio web
  • Crear conciencia de marca
  • Mantener informados a los clientes sobre tu marca
  • Promocionar ventas
  • Proporcionar valor a tus suscriptores
  • Desarrollar la lealtad del cliente

Crear newsletters es una de las mejores estrategias de marketing para establecer tu marca como referencia en el sector y mantener un conocimiento constante de la marca.

Pasos para crear newsletters efectivas

1. Establecer metas

Cualquiera que sepa sobre crear newsletters te dirá que el primer paso es establecer un objetivo para tu boletín informativo. No puedes escribir nada hasta que hayas decidido una meta. Ya sea enviar tráfico a tu sitio web, generar clientes potenciales o incluso entretener a tus suscriptores. Tu objetivo final orientará cómo crear newsletters para tu negocio.

¿No estás seguro por dónde empezar? Considera tus objetivos de marketing en general. Normalmente, los objetivos de tus boletines electrónicos deben coincidir con esos objetivos generales.

  • Si tu objetivo de marketing es obtener 10 clientes potenciales por mes, adapta tus newsletters para generar clientes potenciales.
  • Si el objetivo es aumentar el conocimiento de marca, tu boletín debe estar diseñado para consolidar tu marca como líder en su campo e incluir una gran cantidad de enlaces a tu sitio web y redes sociales.
  • O puede ser simplemente entretener a tu público. Si tu boletín informativo da un discurso de venta, la gente podría darse de baja. Tiene que aportar algo de valor para ellos.

No te dejes llevar por métricas como aperturas y clics. Esos números son excelentes para analizar y pueden ser indicadores de éxito en tu campaña de email marketing, pero tus objetivos deben ser más tangibles y específicos. Tiene que haber una estrategia detrás de tu newsletter. De hecho, los boletines se ajustan bien a muchas estrategias de marketing a largo plazo. Ten en cuenta a tu público objetivo y sus necesidades. ¿Qué tipo de contenido quieren ver tus suscriptores? ¿Cuánto valor obtienen de tu boletín de noticias? ¿Qué quieres que hagan como resultado de tu newsletter?

2. Estructurar tu boletín

Aunque parezca contradictorio, deberías considerar cómo quieres que se estructure tu boletín informativo antes de comenzar a redactar el contenido. De esta manera, sabes cuánto espacio tienes para discutir ciertos detalles dentro de tu newsletter. También te da una idea de los tipos de contenido multimedia que debes buscar para incorporar en tu boletín informativo.

El formato no tiene que ser particularmente llamativo o detallado. De hecho, a veces los diseños más simples son los más visualmente atractivos. Solo asegúrate de que tu newsletter esté estructurada de tal manera que sea fácil de leer y hacer clic en elementos importantes.

Muchos de los mismos principios que se aplican a los boletines impresos también se aplican a los boletines electrónicos. El contenido debe organizarse en lo que se conoce como un “estilo de pirámide”. Esto significa que la información más importante debe aparecer primero y la información menos importante debe estar al final del boletín. Siendo realistas, muchas personas solo leerán el primer párrafo o incluso solo la primera línea de tus correos electrónicos. Es por eso que la información más importante debería aparecer en ese primer párrafo.

Otra cosa importante que debes considerar cuando buscas información sobre cómo crear newsletters es mantener los puntos clave de conversión en la mitad superior de la página. Este es también un concepto tomado de boletines impresos.

Por supuesto, no hay un “doblez” real en un boletín electrónico, pero el punto en el que un lector debe desplazarse hacia abajo para continuar leyendo se considera lo mismo que un pliegue físico en un medio impreso como un periódico. Lo ideal sería que no tuvieran que desplazarse para ver las partes más importantes de tu newsletter. Ya que el objetivo es que los consumidores trabajen lo menos posible para encontrar los puntos de conversión.

3. Crear buen contenido

Una vez que haya establecido la estructura y el formato deseados, es hora de descubrir cómo crear newsletters llenas de contenido atractivo diseñado para cumplir tus objetivos.

Algunas de las piezas de contenido más comunes son:

  • Artículos del blog de tu empresa
  • Información de tus preguntas frecuentes
  • Actualizaciones sobre políticas u ofertas de la compañía
  • Promociones u ofertas especiales de las que tus suscriptores pueden beneficiarse
  • Consejos divertidos, infografías o videos

Una buena regla a seguir es hacer que el 90% del contenido de tu correo electrónico sea educativo, con algún tipo de valor para tus lectores, dejando el 10% restante para material promocional. Normalmente, las personas no se suscriben a newsletters que son solo anuncios y no ofrecen descuentos ni información privilegiada.

Con tantas opciones, puede ser tentador meter demasiado en un solo boletín. Para evitarlo, intenta dividir algunas de tus ideas de creación de contenido en varios boletines diferentes. No hagas tus correos electrónicos demasiado largos, o tus lectores se desanimarán ante tanto texto.

El contenido de tu newsletter debe contener algo más que un texto atractivo. Enfatiza cada punto con atractivos gráficos y enlaces. Los hipervínculos dentro de tu newsletter deberían guiar a la gente a las Landing Pages que previamente has optimizado para las conversiones. Recuerda que las imágenes están destinadas a complementar tu texto, no a saturar a los lectores. También debes diversificar los tipos de multimedia incluidos en tus boletines tanto como sea posible. Aquí tienes un ejemplo de Benefit Cosmetics:

email benefit cosmetics

El contenido también incluye texto alt (el texto que aparece cuando una imagen no se carga correctamente). El texto alternativo es importante en caso de que un determinado dispositivo o proveedor de correo electrónico no cargue correctamente tus imágenes. Aunque esto pase, si usas el alt, los usuarios podrán saber de qué trata tu newsletter, incluso si no pueden ver las imágenes.

Crea contenido relevante y oportuno. Por ejemplo, las publicaciones de blog con temas festivos tienden a agregar más valor a los suscriptores que el contenido perenne que pueden leer cada vez que quieran. De esta manera, tu marca parecerá más moderna y adaptada a los deseos y necesidades de tu audiencia. Además, los boletines temáticos basados ​​en días festivos o eventos tienden a ser más consistentes y más fáciles de seguir para los suscriptores.

4. Trabajar el asunto del correo

Al crear newsletters, el asunto es más importante que todo el resto del contenido junto. Todos hemos escuchado eso de no juzgar un libro por su portada, pero no hay forma de evitarlo. La gente va a juzgar tu correo electrónico por el asunto. De hecho, casi la mitad de todos los destinatarios de newsletters deciden si abrir o no un correo electrónico en función del asunto.

Nadie abrirá tu boletín de noticias para ver todo el contenido que hay dentro si el asunto no es convincente. El objetivo en este punto es motivar a los receptores a querer leer tu correo electrónico. Piensa en tu asunto como una primera impresión. Puede ser una pequeña parte de tu boletín informativo general, pero establece el tono de cómo los usuarios perciben tu correo electrónico.

asunto mensaje

Intenta redactar un asunto breve, pero que se mantenga fiel al contenido del correo electrónico. Las líneas de asunto largas a menudo se cortan, especialmente en dispositivos móviles. Perder la mitad del asunto puede destruir todo el mensaje. En general, debes utilizar unos 50 caracteres o menos.

No intentes engañar a los suscriptores con un asunto que no tenga nada que ver con la newsletter. Si alguien se siente engañado por uno de tus temas, aunque sea solo una vez, van a desconfiar de todas los correos que les lleguen a partir de ese momento. Eso si no cancelan antes la suscripción.

El asunto debe crear un sentido de urgencia. No permitas que piensen que pueden esperar hasta más tarde para abrir tu correo electrónico. De lo contrario, probablemente se olvidarán de él. Si estás ofreciendo un descuento o un cupón en tu boletín, házselo saber a la gente en el asunto. Además, puedes crear una sensación de exclusividad con frases como “Estás invitado” o “¡Un regalo especial solo para ti!”.

Y sobre todo, evita que tu correo electrónico parezca spam. No añadas mayúsculas o demasiados signos de admiración. Esto no hará que tu correo electrónico destaque, al contrario, disminuirá las probabilidades de que abran tu newsletter. Tu asunto debe ser único y destacar en un mar de correos electrónicos en la bandeja de entrada del destinatario.

5. Incluir llamadas a la acción

Además del asunto, la llamada a la acción es la parte más importante a la hora de crear newsletters. Haz que tus llamadas a la acción destaquen a toda costa. No tengas miedo de poner el texto en negrita o cambiar el color. Si tu llamada a la acción no es convincente, los lectores pasarán al siguiente correo electrónico de su bandeja de entrada.

Recuerda, la llamada a la acción es lo que impulsa tu tasa de clics. Es fácil poner el típico botón de “Haz clic aquí” o “Más información”. Intenta pensar de manera diferente y sé más específico. Ejemplo de CTA en email de Hootsuite:

CTA hootsuite

Ahora que sabes cómo crear newsletters para llamar la atención y ser convincente, ¿qué pasa con la colocación de las CTA? Como mencionamos anteriormente, lo mejor es poner los detalles más importantes de tu boletín de noticias al principio. Dicho esto, también deberías terminar siempre con una llamada a la acción. Lo mejor que puedes hacer es colocar tu CTA al menos dos veces dentro de tu correo electrónico: una vez al final, y una vez hacia el principio.

6. Segmentar tus listas

Ahora que has establecido objetivos, estructurado tu boletín informativo, rellenado con contenido atractivo y adornado con un asunto centrada en la conversión y un par de llamadas a la acción, es hora de pensar a quién envías realmente tus correos electrónicos.

Si tu lista de correo electrónico no es muy grande, es posible que no tengas muchas opciones. Sin embargo, si tu lista es lo suficientemente extensa, puedes segmentarla para enviar boletines diferentes y relevantes para según qué grupos. Por ejemplo, si tienes un restaurante, no tiene sentido enviar correos electrónicos sobre tu nueva selección de hamburguesas o filetes a vegetarianos.

email la tagliatella

Las listas de correo electrónico se pueden segmentar por edad, ubicación, estado civil, nivel de educación, sexo, sector y cualquier otra información demográfica relevante. También puedes realizar una investigación más profunda y segmentar en función del número de veces que ciertas personas han visitado tu sitio web.

Si tienes un objetivo específico en mente que no engloba a toda tu audiencia, puedes segmentar tu lista para orientarte solo a las personas más relevantes.  También es una gran idea usar listas segmentadas de correo electrónico para la reorientación. Los correos electrónicos personalizados se pueden enviar solo a los miembros de tu lista de correo que hayan dejado un artículo abandonado en su carrito de compras.

7. Diseñar tu correo

Uno de los elementos de diseño más importantes de un buen boletín informativo vía email es hacer que el diseño sea responsive. El diseño responsive está codificado para adaptarse a cualquier tamaño de pantalla o tipo de dispositivo, incluidos smartphones, tabletas, ordenadores de escritorio y portátiles.

diseño responsive

El 51% de todos los correos electrónicos se abren en dispositivos móviles, por lo que podrías perder la mitad de tu audiencia si el diseño de tu boletín no se adapta. Asegúrate de que los lectores no tengan que hacer zoom o desplazarse demasiado en tu newsletter, de lo contrario, no la leerán.

Incluye un encabezado con tu logotipo y un pie de página en la parte inferior con tu información de contacto, enlaces a las cuentas de redes sociales y al sitio web de tu empresa, así como un botón para cancelar la suscripción.

8. Revisar la información

El último paso para crear newsletters es corregir. Revisa la información varias veces. Pide ayuda a un compañero para que lo lea y así detectar cualquier error del que puedas no haberte dado cuenta. Leerlo en voz alta es otra táctica para detectar errores que de otra forma podrías pasar por alto.

Al crear newsletters no puedes volver atrás y editar errores una vez que el correo electrónico se ha enviado, como se puede hacer con una publicación en las redes sociales o un blog. Si hay un error en tu correo electrónico, debes enviar un nuevo mail con la corrección o simplemente esperar que no lo noten.

Durante el proceso de revisión, también debes asegurarse de que tu boletín electrónico cumple con la LOPD. Es obligatorio tener un pie de página en tu correo electrónico con tu dirección física y una forma fácil de darse de baja, entre otras cosas.

9. Hacer pruebas

Una vez que hayas enviado tu boletín, el trabajo aún no está terminado. Deberías hacer un seguimiento de los datos. Piensa en cada correo electrónico como un experimento. Debes probar algo nuevo en cada correo electrónico. Cambiando pequeñas cosas como el color o el tamaño del botón de la llamada a la acción. Una vez que tu boletín ha sido enviado, espera un par de días para analizar los resultados. Puede ser tentador actualizar los resultados constantemente, pero puede llevarte a juzgarlos prematuramente.

Puedes enviar versiones ligeramente diferentes de correos electrónicos a pequeñas secciones de tu audiencia y comparar resultados. Simplemente cambia una pequeña cosa para probar, como un asunto diferente o imágenes distintas. Esto te ayudará a saber lo que tu audiencia prefiere. Incluso puedes probar enviando dos versiones ligeramente modificadas a segmentos pequeños de tu público. Y, cuando tenga los datos, enviar al resto de la audiencia el correo electrónico que mejor rendimiento dé.

Deberías hacer un seguimiento de cuántas personas abren tu correo electrónico, qué enlaces obtienen la mayor cantidad de clics y cuantas personas se dan de baja. Estos datos te brindan un excelente punto de partida para tu próximo boletín informativo.

 

Ahora ya sabes cómo crear newsletters. Tienes todas las herramientas que necesitas para comenzar a construir mejores relaciones con tus clientes. Si aún crees que podrías necesitar ayuda con este proceso, no dudes en ponerte en contacto con nosotros.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
(3 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…
Comparte este artículo en:

2 COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here